El Artista: ANTON CASAMOR

Antoni Casamor i d’Espona. Barcelona, 1.IX.1907 – Raset (Cervià de Ter), 12.VI.197

Escultor, pintor, y coleccionista. Hijo primogénito de una antigua familia de terratenientes del Alt Empordà, vivió su infancia en la casa solariega de Navata. Inició los estudios artísticos asistiendo a las clases de dibujo y de pintura de Juan Nuñez.

En 1923, se matriculó en la Escuela de Agricultura, y en la Escuela de Artes y Oficios y Bellas Artes de Barcelona, ​​entre los cursos 1926 y 1929, teniendo entre otros profesores a Alsina Amils y Rodríguez Codolà, además trabajar en el taller del escultor Dunyach.
A partir de 1931 comenzó a obrar por cuenta suya, produciendo retratos entre otro tipo de escultura.
En 1943 vivió en Italia y en 1944 se instaló en París, pero volvió de nuevo a Barcelona -donde estableció su taller-, y en el Empordà.

Eligió la escultura como medio primordial de expresión, siendo un escultor de concepto profundo y depurador de todo lo superfluo. En el aspecto formal, lo que más le preocupaba era que la forma fuera una manera de expresión dúctil, un apoyo para poder expresar sus sentimientos, sus emociones; inquietud que quedó reflejada sobre todo en los retratos y en la imaginería religiosa. Casamor se sentía satisfecho si conseguía dar a la obra todo el carácter que él pretendía, sin renunciar al aspecto formal. Sus obras se caracterizan por la serenidad, el equilibrio estético y el exquisito refinamiento todo en el desnudo femenino, del que realizó obras de excelente factura.

Fue un novecentista tardío, así pues su obra en general se sitúa en la línea mediterranista, de afinidad estética con escultores como Clarà, Dunyach, Maillol, y Despiau. Su producción fue siempre muy elogiada por la crítica. Se presentó en exposiciones nacionales y extranjeras: A partir de 1931 mostró sus obras en las exposiciones de Primavera de Barcelona, ​​y más tarde a muestras nacionales de Madrid, hasta el 1936. Formó parte del grupo de pintores y escultores «Promoción mediterránea «, que expuso por primera vez en 1940, en las Galerías Syra de Barcelona, ​​así como la organizada en 1941. participó en las muestras internacionales de Berlín y Venecia en 1942, y en la Exposición Nacional de Bellas Artes de Barcelona de Primavera el mismo año, así como la de Otoño de 1944, año en que también se presentó en la Nacional de Madrid. En 1947 realizó su primera muestra individual en las Galerías Syra de Barcelona, ​​siendo una exposición importante por la cantidad y por la calidad de las esculturas, desnudos femeninos mayormente. Se presentó al Premio Condado de San Jorge, de Galerías Laietanes de 1950, y en 1964 formó parte de la exposición de pintura y escultura del Real Círculo Artístico de Barcelona.
En 1978 viajó a Miami donde expuso en la Casa de España dibujos, óleos y esculturas en bronce, junto a otros dos artistas catalanes. Obtuvo premio de la Diputación Foral de Navarra, también fue premiado en el Concurso Extraordinario de Pintura y Escultura del Real Círculo Artístico de Barcelona de 1957, así como en el del Ayuntamiento de Barcelona para ornamento de sus jardines

En una casa noble de Raset (Cervià de Ter) reunió una notable colección de pintura de varias escuelas, así como numerosas tallas de madera de época medieval, junto a otras de piedra, mármol y alabastro; esculturas, pinturas y dibujos del siglo XIX y una representación de arte contemporáneo, también numerosas obras suyas.

Murió sin poder realizar el propósito de crear una fundación. Fue miembro del Real Círculo Artístico y formó parte de la peña que se reunía en el café del «Oro del Rhin» de Barcelona. En 1989 con motivo del décimo aniversario de su muerte, se organizó una exposición monográfica en el Museo del Empordà de Figueres. Sus obras se encuentran en el Museo de Barcelona, ​​en el Museo del Empordà de Figueres, y los Jardines Joan Maragall de Barcelona.

M. I. MARÍN SILVESTRE